Qué ver en la aldea templaria de La Couvertoirade

Hoy vamos a visitar La Couvertoirade, una pequeña aldea templaria con un entramado de callejuelas, pasadizos y casas del siglo XV rodeados de murallas. Es considerado como uno de los pueblos más bonitos de Francia y se encuentra en el maravilloso paisaje por el que se caracteriza a la región de Langedoc-Roussillon de Midi-Pyrenees.

Qué ver en la aldea templaria de La Couvertoirade

¿Dónde está La Couvertoirade?


Aparcar en la Couvertoirade

Para visitar La Couvertoirade hay un parking exterior en el que tienes que dejar el coche, ya que el interior es peatonal, solo acceden con su coche los residentes.

Un repaso rápido a su historia

En el siglo XII, los Caballeros Templarios escogieron una alta roca para construir un castillo al sur de la región de Aveyron en Midi-Pyrénées en Francia. Como además había terreno para cultivar y abundante agua, poco a poco junto al castillo se construye una iglesia y a su alrededor va creciendo la pequeña aldea de La Couvertoirade.
La villa prosperó pasando a manos de los Hospitalarios, tras la abolición de los templarios, y en la guerra de los cien años se amuralló, adquiriendo el aspecto que tiene ahora.

Qué ver en La Couvertoirade


El acceso peatonal se hace por la Puerta Norte o Portal d’Amoun, presidida por San Cristóbal (Saint Cristòl) y cuya torre mide 20 metros.

Puerta Norte de La Couvertoirade

Puerta Norte de La Couvertoirade

Puerta Norte de La Couvertoirade

Al entrar a mano derecha, se encuentra La Casa de la Scipione, de finales del siglo XV, en sus bajos está la oficina de turismo, o centro de acogida, como les gusta llamarlo ahora. Aquí puedes sacar un ticket para ver un audiovisual sobre la ciudad, subir a la muralla con unos muros de y caminar por su camino de ronda de 420 metros de longitud.

La Casa de la Scipione de La Couvertoirade

La Couvertoirade es pequeñito y se recorre en muy poco tiempo, paseando por él encontramos construcciones típicas de esta zona de Francia. Están compuestas por sótano, escaleras que suben a la habitación y el granero en la parte más alta. Muchas tenían una cisterna para recoger el agua de lluvia que era conducida el agua al interior de la vivienda con canales de madera o de piedra.

La Couvertoirade

La Couvertoirade

La Couvertoirade

Casas de La Couvertoirade

Casas de La Couvertoirade

Casas de La Couvertoirade

Casas de La Couvertoirade

Si tenemos la suerte de visitar la Couvertoirade un domingo de verano, podemos ver en funcionamiento un horno del siglo XIV en donde su actual propietario hace pan, bollos y pizzas.

>Iglesia de San Cristóbal, La Couvertoirade

Llegamos a la Iglesia de San Cristóbal / Saint Cristòl cuyo ábside forma parte de las murallas y en cuyo interior podemos ver la Cruz de la Orden de Malta adornando sus columnas.

Iglesia de San Cristóbal, La Couvertoirade

Iglesia de San Cristóbal de La Couvertoirade

Iglesia de San Cristóbal, La Couvertoirade

Iglesia de San Cristóbal, La Couvertoirade

Junto a ella se encuentra el cementerio, partido en dos por la muralla y donde podemos ver estelas discoidales. Estos monumentos funerarios tienen forma de disco y tienen grabados símbolos cristianos y también paganos.

Estela funeraria de La Couvertoirade

El Castillo de la Couvertoirade fue construido por los caballeros Templarios sobre una roca a finales del siglo XII, de esta época se conservan la vieja torre y la barbacana. 

Los Templarios fueron militares y religiosos que nacieron para proteger las rutas y a los peregrinos que iban a Jerusalén construyendo para ello todo tipo de edificaciones defensivas como esta.

El Castillo de la Couvertoirade

A un lado del castillo, está la Puerta Sur que en su día fue gemela a la Puerta Norte, pero fue destruida en 1912 y cuyas bases se reconstruyeron en 1945 y el remate en 2007.

Puerta sur de La Couvertoirade

La Couvertoirade

Bordeando la muralla por el exterior, encontraremos, primero la Charca o lavogne, un poco más adelante los vestigios de unas cuadras templarias. 
Más allá un orificio en la muralla llamado el Don del Agua, un pequeño pozo por el que los peregrinos que pasaban por el exterior podían beber sin necesidad de traspasar la muralla durante epidemias y guerras. Y en lo alto el Molino du Redounel recientemente restaurado.

Charca y Molino de La Couvertoirade

Y hasta aquí nuestra visita a la aldea de La Couvertoirade, la recorrimos temprano y sus habitantes comenzaban a despertar por lo que la mayoría de locales estaban cerrados. El pueblo vive del turismo, tiene muchas tiendas de artesanía de vidrio, cuero, cerámica y por supuesto restaurantes. Como puedes ver, la pequeña aldea de La Couvertoirade estaba casi vacía. ¿Te gusta encontrar así las ciudades que visitas?

Publicar un comentario

17 Comentarios

  1. Estuve en Beziers y el canal del Mediodía. Este último tiene una historia muy interesante, porque efectivamente fue una obra soñada por muchos, pero tras construirlo su utilidad fue limitadísima: el tren llegó poco después y se convirtió en un medio mucho más eficiente. Paradojas que tiene la ingeniería, anda que no se dejaron dinero. Pero bueno, hoy es patrimonio de la humanidad y efectivamente la mejor zona para disfrutarlo son las esclusas, más luego un paseíto por la zona andando o en bici.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es cierto, el ferrocarril hizo que el transporte de mercancias dejase de hacerse por barco. Ahora casi solo lo usan los barcos de recreo. Como bien dices, paradojas de la ingeniería.
      Un saludo

      Eliminar
  2. No conozco la zona y creo que debe ser muy bonita. Tu post magnífico en contenido y fotografías. Gracias, Carmen.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Elisenda, me alegro que te haya gustado

      Eliminar
  3. Toda la zona es muy bonita, no la conozco pero en cambio la he podido apreciar a través de ti.
    La Catedral de Saint Nazaire interesante por dentro.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No son escesivamente turísticos, quizás sea por eso por lo que tienen más encanto. Un abrazo

      Eliminar
  4. Estuve cerca de esta zona de Francia y este pueblo no lo conocía. Me lo apunto, me ha encantado. Un abrazo

    ResponderEliminar
  5. Buen reportaje Carmen. Me gusta ese puente ya lo creo que tiene que llamar la atención.
    Buen fin de semana.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Laura, me alegro que te haya gustado, la verdad es que verlo con un barco encima fue realmente impresionante, lástima que en el video no se aprecie bien.

      Eliminar
  6. Precioso, me lo apunto todo para cuando pueda hacer un recorrido por nuestro país vecino.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya no nos queda hueco para apuntar eh Javier! Yo tengo la libreta hasta arriba jajaja

      Eliminar
  7. Me encanta Francia, nunca te cansas, siempre hay pueblos y rincones nuevos.
    Saludos viajeros
    El LoBo BoBo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es cierto, a mi también me encanta, tiene tanto que ver. Un saludo Paco

      Eliminar
  8. Me ha encantado este recorrido sobre una parte de Francia que desconocía!!
    Gracias por darla a conocer!!!
    El interior de la iglesia San Cristóbal me ha fascinado, me hubiese gustado casarme ahí!!!
    Saludos Viajeros.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias a ti por leer mi entrada Lilián. Un abrazo

      Eliminar
  9. Me encantaron las imagenes de Couvertoirade! parece como un viaje hacia los tiempos medievales!... como dato curioso e irrelevante, el nombre del sitio donde trabajaba (el nombre del edificio no de la empresa) era Les Templiers, nunca supe muy bien lo que queria decir hahaha hasta hace poco supe de los caballeros Templarios... que cosas!

    Saludos!

    ResponderEliminar

Protección de datos: Según la nueva ley RGPD tenemos que informarte del uso que daremos a los datos personales que proporcionas. Tu e-mail será usado para enviarte las respuestas al comentario, en caso de que marques la casilla. El resto de datos (IP, país, navegador...) que recopila Blogger solo serán usados para las estadísticas internas de Blogger. Tus datos en ningún caso serán publicados ni cedidos a terceros.
Añadiendo tu comentario estás aceptando estos términos.