14/8/15

Tarragona: Roma en miniatura

Siempre me he sentido atraída por el mundo romano, y quizás por eso, una de las ciudades españolas que más me gustan es Tarragona, caminar por sus calles, es como hacerlo por Roma en miniatura por la cantidad de vestigios romanos que te encuentras a tu paso. 

Tarragona

No cuesta nada al recorrer sus calles, situarse mentalmente en el pasado, e imaginar cómo fue la vida allí. Sólo hay que remontarse 2233 años (casi nada), al 218 antes de C., siglo en el que los ejércitos romanos en su pelea contra los cartagineses por el territorio (segunda guerra Púnica), establecieron una base militar en Tarraco. Esto atrajo poco a poco a ciudadanos romanos en busca de un nuevo futuro y con ellos a comerciantes que se establecieron aquí y estuvieron hasta que la ciudad, allá por el año 713, fue conquistada por los árabes.

Hay mucho que ver en la ciudad de Tarragona, hoy vamos a hacer un recorrido por los lugares más emblemáticos en los que se mezcla su pasado romano, medieval y moderno.

Balcón del Mediterraneo

Comenzamos la visita en un lugar privilegiado, el Balcón del Mediterraneo, punto de observación a 23 metros de altura desde el que divisamos, a la izquierda el Fortí de la Reina, a sus pies la playa del Miracle y a la derecha el Puerto. El mirador, tiene una bonita verja de hierro forjado, de principios del siglo pasado, de la que dicen trae suerte si la tocas, y en el centro un monumento a Roger de Lauría, brillante almirante de la flota de la Corona de Aragón y de Sicilia durante el reinado de Pedro III de Aragón.

Tarragona, Miracle, Playa


Roger de Lauría Tarragona

Rambla Nova

Comienza a sus pies una gran avenida, la Rambla Nova, con variada arquitectura de la segunda mitad del siglo XIX y principios del XX, repleta de restaurantes, hoteles y tiendas distribuidas a lo largo de sus casi 2 kilómetros de longitud. Al igual que en las Ramblas de Barcelona posee un paseo peatonal central con árboles. Tiene varios monumentos, la fuente del centenario, el Monumento a los Castellers, la torre de los Vientos y el monumento a la sardana, por nombrar algunos.

Rambla Nova, Tarragona

Castellers, Rambla Nova, Tarragona

Anfiteatro Romano

Desde el mirador del Mediterráneo nos dirigimos a la zona antigua de la ciudad en donde veremos el Anfiteatro Romano. Fue construido extramuros de la villa en el siglo II, para hacer diferentes tipos de espectáculos, desde luchas de gladiadores o entre animales, hasta las ejecuciones públicas. Bajo su planta de forma elíptica hay fosas y sobre la arena excavadas en la roca, las gradas con capacidad para unos 14.000 espectadores. Durante el siglo XII sobre una primitiva basílica paleocristiana, se edificó en el centro del anfiteatro la iglesia románica de Santa María del Miracle.

Anfiteatro romano, tarragona

Circo Romano

Ahora veremos el Circo Romano, cuyo estado de conservación es excepcional. Fue construido a finales del siglo I para hacer carreras de caballos y carros. Mide unos 325 metros de longitud, por algo más de 100 de ancho. Se conservan gran parte de las bóvedas de sujeción, puertas de entrada y restos de la fachada exterior, algunas gradas y del podium. Es una pena, pero gran parte de las instalaciones están bajo los edificios cercanos y en locales comerciales.

Circo Romano Tarragona

Circo Romano Tarragona

Circo Romano Tarragona

Circo Romano Tarragona

Museo arqueológico

Subiendo un poco por las callejuelas encontramos la Plaça del Rei en la que se encuentra el Pretorio, que permitía en la época el paso de la ciudad al Foro por medio de pasillos subterráneos. Es uno de los ángulos del gran rectángulo de la plaza del Foro provincial. Junto a este, el Museo Nacional Arqueológico de Tarragona, con exposiciones de piezas espectaculares, construido sobre la antigua muralla romana, un trocito de esta se puede ver en el interior del museo.

Pretorio y museo arqueológico, tarragona

Muralla

De la muralla cuya construcción comenzó es a principios del siglo II a.C, solo queda una parte en la zona alta de la ciudad y tres torres: Cabiscol, Arquebisbe y Minerva y una puerta, la del  Socors, se calcula que llegó a tener 3.500 metros de perímetro.

Foro

La ciudad estaba compuesta por tres zonas escalonadas (o terrazas), la del nivel medio, era el denominado foro provincial y constituía el centro político y administrativo de la provincia. Había una gran plaza porticada, y a pesar de haber desaparecido casi todo tras el trazado medieval, se puede ver un muro angular en la actual Plaza del Foro. También en el foro local (un poco más alejado de esta zona, en la Carrer de Lleida) en donde podrás ver los restos de una basílica, un pórtico con tabernaes, la parte posterior de un templo capitolino y algunas casas.

Foro local, Tarragona

Porche gótico

Desde la plaza del Foro, paseando por la calle de la Mercería vemos un precioso porche gótico, del siglo XIV, aquí se celebraba el mercado de verduras, en la actualidad, los domingos hay un mercadillo.

Porche Gótico, Tarragona

Grasses de la Seu

Y un poquito más adelante llegamos a una escalinata que conduce a la catedral y desde donde podemos contemplarla ya, esta escalinata conocida como Grasses de la Seu tiene dos pequeñas fuentes de 1798 a los lados. Una vez arriba entre bonitos edificios medievales y con la catedral de frente, nos fijamos en el de la izquierda, es el Palau de la Cambreria, donde se albergaban los reyes cuando venían a la ciudad y en donde murió Doña Juana Enriquez, madre de Fernando el Catolico.

Catedral Tarragona

Catedral Tarragona

Plaza de la catedral, Tarragona

Catedral de Santa María

La Catedral de Santa María, está construida sobre el templo de Augusto, dedicado al culto imperial romano y también una catedral visigótica. Se empezó a construir en el siglo XII en estilo románico, y se continuó con el gótico. En la cabecera se pueden ver elementos defensivos, como almenas y matacanes, estos se fueron suavizando al no necesitarse el lugar con el paso de los años como defensa. La fachada, es muy bonita, en ella destaca un gran rosetón de casi 11 metros de diámetro y una portada gótica formada por arquivoltas apuntadas.
La portada queda dividida por un parteluz con la Virgen con el Niño esculpida sobre una columna del antiguo templo romano. A los lados, veintidós figuras de apóstoles y profetas bajo doseletes góticos, con restos de policromia. En el tímpano están representados a Cristo, unos ángeles con la corona, la lanza, la cruz y los clavos, la Luna y el Sol. Por debajo los justos saliendo de sepulcros y los condenados siendo llevados al infierno. A los lados de la portada, en la fachada principal, hay dos pequeñas portadas románicas de arco de medio punto.
En el interior destaca entre otras muchísimas cosas el retablo Mayor de Santa Tecla, patrona de la ciudad, de 1426, hecho con piedra calcárea y alabastro, ambos policromados. Puedes subir a la torre campanario desde donde las vistas de la ciudad son insuperables.

Catedral Tarragona

Catedral Tarragona

Hospital de Santa Tecla

Por la carrer de les Coques, admiramos la magnitud y belleza del exterior de la catedral, y también vemos el antiguo hospital de Santa Tecla, del que solo se conserva su fachada de 1171 con su porche que cuenta con cinco arcos de medio punto sobre pilares. Hoy sede del Consell Comarcal del Tarragonès.
Tarragona

Paseo arqueológico

Continuamos bordeando y pasamos por el Instituto Superior de Ciencias religiosas y pasamos por la Plaza del Palau en donde hay una escultura de Pablo de Tarso y una bonita pintura mural. Un poco más adelante llegamos a la plaza del Pallol, si atraviesas la puerta, sales al comienzo del paseo arqueológico por el exterior de la muralla, en el que podrás contemplar el tramo mejor conservado de esta.

Tarragona

Volvemos a la plaza del Pallol, por el arco de la muralla y haciendo esquina, veremos la bóveda del Pallol, un arco romano sobre el que se levantó un edificio de época posterior. También la torre de la antigua audiencia, gemela del pretorio, (otra de las esquinas del foro provincial). Puedes ver una maqueta de como era la ciudad romana del siglo II, elaborada por el Museo de Historia de Tarragona, es muy interesante.

Tarragona

Plaça dels Sedassos, Tarragona

Plaça de la Font

Callejea por el caso antiguo, tiene unas calles y unos rincones maravillosos. Para terminar nuestra visita nos acercamos a la Plaça de la Font, su nombre es curioso porque ya no hay ninguna fuente en ella. Es el centro de la ciudad y desde luego uno de los más animados tanto de día como de noche. Ocupa la cuarta parte de lo que ocupaba la arena del antiguo circo romano, así que viendo el tamaño de la plaza nos imaginamos lo enorme que debía de ser el circo. Al fondo se encuentra el ayuntamiento. Que mejor lugar para descansar de la visita a esta maravillosa ciudad.

Tarragona

Hay muchísimos más restos romanos a las afueras de Tarragona, en esta ocasión no pudimos visitarlas, pero seguro que volveremos por estas maravillosas tierras en el futuro.

¿Dónde dormimos?

Dormimos en el hotel: SB ciutat de Barcelona, que está estupendamente situado y además en el ático hay una pequeña piscina para darte un respiro.

¿Dónde cenamos?

Cenamos en un Restaurante que nos cautivó: el Palau del Baró, muy cerquita del pretorio, que aunque no fue barato, mereció la pena en todos los aspectos, tanto por la comida como por el trato como por el precioso local en el que se aloja.

Palau del Baró, Tarragona



¿Has estado en Tarragona? Deja tus comentarios en esta entrada. 

Te invito a suscribirte a Viajes y Rutas.


Fuentes: http://www.mnat.cat/ y panfletos de la oficina de turismo de Tarragona.
Share:

22 comentarios:

  1. Me viene como anillo al dedo, porque es una de la media docena de provincias españolas en las que nunca he estado. Sabía que tenía muchos puntos de interés, incluyendo sus restos romanos, pero no creía que fuera tanto. Ojalá pueda ir pronto.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo he estado con esta tres veces y me encanta, además el ambiente es muy bueno y se come bien, que eso es importante también ;))

      Eliminar
  2. Que buena pinta! Yo aún no lo conozco, pero no tardarße, un beso!

    ResponderEliminar
  3. Hola Carmen!!
    This is great and so special. Because 2 months ago I was there on the same place.
    And we have walk on the same place. Your pictures are so recognizable. Our pictures are almost identical to those of your. So nice!!
    It's very nice to see the old style of that city with much history.
    I was for a holiday in La Pineda, near Tarragona. I've been there many times for holidays.
    We also went there to Port Aventura. We had a nice time. But holidays are always to short.

    Adios, Marco

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. I know La Pineda, is a nice place to be. The beach is great.
      Greetings

      Eliminar
  4. Como bien dices se recorre muy bien, he estado pero tendría que volver ya que la tengo completamente olvidada.
    Bonitos recorridos te haces siempre.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  5. Durante los últimos 12 años Tarragona ha sido nuestra ciudad, hace solo un mes la dejamos definitivamente con algo de pena por los amigos y los muchos recuerdos de estos años para preparar nuestra nueva vida en Tailandia. Todo tiene un principio y un final pero siempre tendremos un rincón muy importante en nuestros recuerdos para Tarragona porque ahí hemos sido muy felices. Prometemos volver. Gracias por esta entrada tan bonita Carmen, cuando tengamos nostalgia de los días tarragonins entraremos aquí.
    Marco y Macarena.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias chicos, me alegro haber hecho una entrada a la altura. Sois muy valientes, a mi ya me pilla un poco mayor, pero me hubiese encantado haber algo así, así que como ya no va a poder ser, me conformaré con seguir vuestros pasos. Un beso y suerte!

      Eliminar
  6. Precioso y completo paseo por Tarragona! La verdad es que es también una de mis ciudades favoritas porque me encanta todo lo relacionado del mundo romano! He estado varias veces y no me canso de pasear por sus calles con tanta historia.
    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Mari Carmen, coincidimos en gustos y en nombre! Un beso

      Eliminar
  7. Y pensar que viví 4 años en Barcelona y no fui nunca!!!! Me parece preciosa por las fotos, ains! se quedó pendiente! En cuanto a lo que dices, que te recuerda a Roma... a mi me pasa normalmente en el mediterráneo, lo siento todo muy romano, con ese tinte amarillo cálido.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya sabes, a veces visitamos las cosas lejanas pensando que las que tenemos cerca las visitaremos en cualquier momento y no sucede nunca. Bueno, seguro que viste sitios maravillosos!

      Eliminar
  8. Nunca me canso de visitarla. Está a pocos kilómetros de casa y fue en Tarragona donde estudié desde los 7 a los 17 años. Sus "piedras" forman parte de mi infancia y además de ser una ciudad que me encanta, siempre que voy me transporta a aquellos años.
    Me ha encantado recorrer la ciudad a través de tus fotos.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sin duda un precioso lugar para pasar la infancia/adolescencia!

      Eliminar
  9. Me viene genial, magnífico artículo. Conozco Tarragona sólo de haber pasado, y me muero de ganas de conocer el anfiteatro y resto de vestigios romanos. Me ha sorprendido algunos de ellos que están casi pegando a los edificios, ¿no han apurado demasiado...?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, es cierto, pegadísimos, podían haber dejado unos metros más, pero ya sabes, antes no se preocupaban demasiado, y suerte que no se lo cargaron ;)

      Eliminar
  10. Estuve de niña con mis padres y no recuerdo nada. Tengo que volver para hacer yo estas fotos Carmen. Me recuerda mucho a Mérida. Había una reunión de moteros ;)
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues tendrás que volver algún día para poner imágenes a aquellos tiempos ;)

      Eliminar
  11. No conozco Tarragona! Y con lo que me gustan a mí las ruinas romanas!!
    Muchas gracias por el bonito paseo, me apunto el hotel que tiene muy buena pinta y lo del ático con piscina es genial :)
    Un saludo!!

    ResponderEliminar
  12. Increíble este lugar, cuanta historia en cada muro. Ademas los detalles de la arquitectura, que te quedas mirando y mirando, todo lo artistico de cada monumento

    ResponderEliminar

Nos gustaría saber tu opinión sobre esto que has leído, es muy importante para nosotros.